At this stage in my life I don’t think I'm going to write anything worthwhile.

martes, 14 de enero de 2014


"Tenía que luchar y salir de ese lugar dónde me había arrastrado la ambición. Perdí un año luchando contra los demonios que se escondían en cada sombra. Me derrumbaba, porque no encontraba a nadie lo suficientemente fuerte como para mantenerme en pie. No entendía, como mi felicidad se había tornado tan oscura y decidí huir de esa vida real difuminada al carboncillo de la locura en lugar de luchar. Se me llenó la mente de humo. La soledad me causó estragos, y después de arañarme se convirtió en una aliada más. Sentía como si el corazón hubiera bajado lentamente por mi garganta y se hubiera depositado en el estómago.  Fui vulnerable, y debía admitirlo. Decidí entonces que el sufrimiento acabaría teniendo un segundo plano, tan insignificativo como una gota de agua en el desierto. Y rellené cada marca de mi piel para que no se me olvidara que gané la guerra contra mi persona. Y así, todo acabó calmándose. El sol seguía saliendo por el este, y mis pulmones recobraron su aliento.
Por eso, si pudiera ser capaz de anestesiar mi alma y abrirla en canal para mostraros lo que verdaderamente le mantiene en vida, no dudéis por un segundo que lo haría. Porque en el fondo, todos deseamos que alguien se pare en frente nuestra y nos conozca con sólo mirarnos a los ojos."

No hay comentarios:

Publicar un comentario