At this stage in my life I don’t think I'm going to write anything worthwhile.

domingo, 1 de abril de 2012



Por suerte, su madre la ha visto sólo de espaldas, de otro modo se hubiese dado cuenta de inmediato de cuál era su verdadero problema. Mal de amores. Y no se cura fácilmente. No existen medicinas. Ni remedios. No se sabe cuándo pasará. Ni siquiera se sabe cuánto duele. Sólo el tiempo lo cura. Mucho tiempo.



No hay comentarios:

Publicar un comentario